Más allá de la ciudad del Sol: el lado natural de Quilpué

A tan solo unos minutos de Viña del Mar, comenzando el camino por el Valle del Marga Marga, está la calma comuna de Quilpué…

 

La tranquilidad en los climas cálidos y amplios páramos de Quilpué se han convertido en un atractivo mágico e irremplazable, perfectos para descansar del ajetreado ritmo urbano y renovar las energías.

Para comenzar, es infaltable una visita a los Fundos El Rebaño, San Jorge y El Carmen, pulmones verdes de la Ciudad Sol y santuario para flora nativa de la zona centro en Chile, así como especies en peligro de extinción. En este último, abierto desde 1935 con más de 90 hectáreas de superficie.

Pulmón verde

No solo se encuentra el tradicional zoológico de la comuna, sino que también interesantes puntos turísticos en su kilométrica ruta de trekking, como el Mirador de la Cruz, el Logo del Hippie y la Cueva del Brujo, con restos de oro que por siglos han sido almacenados en este santuario de la naturaleza.

A minutos de escapadas y campings

Un poco más lejos del sector urbano y conectado por completo con la naturaleza existe el sector de Colliguay, visitado por sus extensas tierras para acampar y pasar momentos relajantes en familia, y destacando en especial el Santuario del Cuarzo, centro de spa conectado con la naturaleza y tratamientos de belleza con esta bella roca como protagonista.

También destaca el agroturismo del Bosque Los Perales, complejo vacacional con espacio para acampadas, quinchos y piscina, y actividades que acercan a los turistas a especies endémicas y en peligro de extinción, desde la observación de decenas de aves hasta imponentes árboles milenarios, y el cultivo de flores.

Por si no fuera suficiente, esta conexión con la naturaleza se arraiga también en lugares como Cerro Viejo o Los Alamos, que se destaca por circuitos de turismo ecológico y rural para aprovechar al máximo este hermoso valle.

Escribe lo que buscas y presiona Enter

Carrito de Compras
Send this to a friend